Esto es lo que no te han dicho sobre el diseño y adecuación de auditorios

 

Los auditorios desde el punto de vista arquitectónico y de diseño han venido evolucionando con el paso de los años. No se trata simplemente de organizar sillas en un salón para escuchar una charla; la adecuación de los auditorios lleva consigo un gran trabajo que abarca desde un buen diseño de infraestructura hasta la correcta adecuación y distribución de las sillas y de más objetos que lo componen. En este artículo vamos a darte algunos consejos que te ayudaran a entender de una forma más clara todo este mundo del diseño de auditorios.

Antes de iniciar veamos de forma rápida lo que es un auditorio y sus diferentes variables o conceptos:

  • Como primer y principal concepto podemos decir que un auditorio es un espacio que puede ser un teatro, sala de cine, salón de conciertos, etc., al cual asiste un número determinado de personas para observar y/o escuchar un evento, presentación, conferencia, capacitación, etc., con carácter cultural, o de temática educativa, política, social, científica, entre otros.
  • Por otro lado también se conoce como auditorio a un grupo de personas que se reúnen para observar y/o escuchar alguna presentación o evento, es decir, este concepto no hace referencia al lugar sino al número de persona que se reúnen en un lugar específico, y dicho lugar no necesariamente debe ser dentro de un edificio, teatro o algún otro espacio que este adecuado, sino que también puede ser al aire libre.

Como puedes ver estos dos conceptos de auditorio son diferentes en el sentido en el que uno habla del lugar o espacio, y el otro de las personas que pueden o no llegar a usar dichos espacios. Pero algo que tienen en común es que en ambos casos tenemos a un grupo de personas dispuestas a observar y/o escuchar lo que el otro u otros tienen para explicar, exponer, recitar, representar, etc.

auditorios

Ahora bien, para enfocarnos un poco más el diseño de dichos espacios veamos 3 consejos que puedes aplicar en el diseño de auditorios.

Debes tener en cuenta si el auditorio que vas a diseñar es para un solo tipo de presentación, es decir, si va a ser para exposiciones, ponencias, demostraciones de actos culturales, capacitaciones, o como en la mayoría de los casos auditorios multipropósito, es decir, auditorios en los que se pueden realizar varios tipos de actividades. Esto es muy importante porque dependiendo del tipo de eventos que se vayan a realizar parte todo el diseño del auditorio, el tipo de sillas y el mobiliario que se pueda requerir. Un ejemplo claro de esto serían las salas de cine; este tipo de salas también entran en la categoría de auditorios pero difícilmente pueden ser utilizados para varios propósitos debido a su distribución.

Luego de tener definido el tipo o los tipos de eventos que se llevaron a cabo en el auditorio se recomienda continuar con la elección del mobiliario. En este punto es importante enfocarnos en las sillas; recordemos que la ergonomía de los usuarios es muy importante a la hora de elegir nuestro mobiliario. El mercado actual te ofrece varios tipo de sillas para auditorios de las cuales puedes sacar varias ventajas, por ejemplo: en el caso de auditorios que van a ser utilizados tanto para capacitaciones, charlas o algún otro evento similar, son ideales las sillas para auditorios que tiene el brazo para apoyar cuando se requiere escribir, pero que al mismo tiempo este brazo se desplaza hacia el lado de la silla para los casos en los que solo se requiera escuchar. No caigas en el error de adquirir sillas con brazos fijos o sin brazos, si lo que deseas es crear uno de los espacios anteriormente mencionados, ya que puede ser incómodo para las personas estar sentados en una silla con brazos que no van a utilizar o por el contrario estar sentados en un silla sin ningún tipo de apoyo para la toma de notas.

Ten en cuenta que hay casos en los que los auditorios no se componen solo de sillas, sino que también cuentan con otro tipo de mobiliario como lo son mesas, atriles y demás muebles que se vayan a necesitar para los eventos que allí se van a llevar acabo.
Ahora que ya tienes claro el tipo de sillas que vas a necesitar y todo el mobiliario de apoyo, es hora de pensar cómo va a ser la distribución del auditorio. Este paso al igual que los anteriores es muy importante ya que de una buena distribución y adecuación del espacio se puede o no ofrecer una buena experiencia para las personas.

auditorios

Los factores que debes tener en cuenta para la correcta distribución del auditorio son:

La iluminación: Trata de que la luz sea igual en todo el lugar, que no hallan espacios más oscuros que otros y que la luz no canse mucho a las personas.

El sonido: Al igual que la luz, debe estar bien distribuido por todo el lugar. La correcta colocación del sonido permite eliminar los ecos y demás intervenciones acústicas que se puedan presentar al momento de hacer algún evento.

Las sillas: Ten presente que no se trata de colocar el mayor número de sillas en el espacio que tengas disponible. Debes pensar en los espacios de circulación, estos deben ser lo suficientemente espaciosos para que las personas se puedan desplazar por el auditorio con comodidad pero sin perder espacio útil para las sillas y demás mobiliario que vayas adecuar. Al igual que los espacios de circulación ten en cuenta que las sillas deben tener un espacio de tolerancia entre ellas, esto para lograr una mejor comodidad para las personas al momento de asistir a algún evento.

Como puedes ver, diseñar y adecuar un auditorio no es tan sencillo como creías, es más que simplemente acomodar sillas en un salón. Debemos tener en cuenta los diferentes factores que influyen para poder crear una buena experiencia en los asistentes.

Como consejo final te recomendamos tener en cuenta los materiales, el tipo de las sillas y el mobiliario que vas a utilizar, no te enfoques en los más económico que veas en el mercado ni en lo más caro, dado a que podemos ver diferente modelos y sillas para auditorios como lo son las sillas de 4 patas móviles o sillas ancladas al piso si lo que se desea es dar más comodidad a los usuarios.

Pero recuerda, siempre es bueno buscar la asesoría de personas expertas en este tema para poder elegir el producto adecuado tanto para el auditorio como para el público al que va a ir dirigido, de esta forma estarás cuidando tu inversión y asegurándote de tener un auditorio óptimo para los eventos que allí se vayan a realizar.